Fecha actual Mié Sep 19, 2018 1:49 am

Todos los horarios son UTC + 1 hora




Nuevo tema Responder al tema  [ 13 mensajes ] 
Autor Mensaje
NotaPublicado: Dom Jul 04, 2010 9:39 am 
Desconectado
Unteroffizier
Unteroffizier

Registrado: Mié Jul 22, 2009 7:04 pm
Mensajes: 102
Después de lo publicado hace unos días en el diario asturiano "La Nueva España" sobre la ausencia de la D.A. en el futuro Museo del Ejército

http://www.lne.es/asturias/2010/06/24/division-azul-libra-batalla/933451.html

el mismo diario hoy domingo publica un amplio reportaje sobre José Antonio Montero, divisionario de quien ya se ha hablado en este mismo hilo:

EL ULTIMO ASTURIANO DE LA DIVISION AZUL
http://www.lne.es/asturias/2010/07/04/ultimo-asturiano-division-azul/938174.html


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
NotaPublicado: Dom Jul 04, 2010 9:53 am 
Desconectado
Unteroffizier
Unteroffizier

Registrado: Mié Jul 22, 2009 7:04 pm
Mensajes: 102
Imagen

Montero, el primero a la izquierda agachado.



Imagen

Montero es el más próximo al sacerdote, de frente, con bigote.


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Dom Jul 04, 2010 10:30 am 
Desconectado
Generaloberst
Generaloberst
Avatar de Usuario

Registrado: Jue Sep 10, 2009 5:02 pm
Mensajes: 7606
- Me la quitaron los socialistas - se refiere a la pension de mutilado que compartia con la de Alemania al 50% y este pais sigue pagando ,dice el divisionario con 96 años.

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

"Ante Dios nunca seras heroe anonimo" de la Ordenanza del Requete


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Vie Jul 09, 2010 11:52 pm 
Desconectado
Major
Major

Registrado: Vie Nov 20, 2009 2:27 am
Mensajes: 638
En la entrevista se desprende que tras finalizar la Guerra Civil sirvió en paracaidistas, quedando colgado de un árbol en su primer salto.

Este es el párrafo en cuestión:
“Montero estaba con su unidad en Villaviciosa de Odón cuando les avisaron que se derrumbaba el frente de Madrid. «Fuimos recibidos con abrazos y besos, tremendo». Le destinaron a aviación, a una bandera paracaidista. En el primer salto quedó colgado de un árbol. Estalló la segunda Guerra Mundial, solicitó incorporarse a la División Azul «y a los dos días me llamaron»”.

Sin embargo, el primer salto de tropas paracaidistas no se realizó en España hasta el 23 de enero de 1948.

Los primeros saltos paracaidistas para entrenamiento de las tripulaciones de aviones en saltos de emergencia, se realizaron en España en 1927 bajo la dirección del Capitán Mendez Parada que fallecería en 1930 tras conseguir liberar a un paracaidista que se había quedado enganchado en el patín de cola del avión que pilotaba.

Al finalizar la guerra, el General Yagüe, recién nombrado Ministro del Ejército del Aire, creó las Tropas de Aviación guardando ciertas similitudes con “La Legión” a cuyo frente había estado durante toda la contienda. Se formó una Legión por cada Región Aérea, más una Bandera por cada Zona Aérea. La primera Bandera de la primera Legión, bajo el mando del Comandante Zayas, recibió la denominación de “parachutista”, teniendo guarnición en el Aeródromo de Cuatro Vientos. Sin embargo, no llegaron a realizar ningún salto y los flamantes “parachutistas” eran blanco de las burlas del personal de otras unidades. Quizás el entrevistado perteneció a esta Unidad, en la que no es extraño que sus componentes, como defensa ante las burlas, inventaran historias de saltos paracaidistas que nunca existieron.

Hasta 1947 no se creó la Escuela Militar de Paracaidismo “Mendez Parada” bajo la dirección del Capitán Ramón Salas Larrazabal, quién de teniente perteneció a la primera de las Escuadrillas Azules. El primer curso, formado por componentes de la primera Bandera Paracaidista del Ejército del Aire, con guarnición en el aeródromo de Alcalá de Henares, realizó su primer salto el ya mencionado 24 de enero de 1948. Quizás José Antonio Moreno se reincorporó a su Bandera tras regresar de la División Azul y sirvió en ella unos años antes de solicitar su puesto en la vida civil. En este caso, los saltos que efectuara serían a partir de 1948.

Un Saludo.


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
NotaPublicado: Vie Oct 22, 2010 10:59 pm 
Desconectado
Oberst
Oberst

Registrado: Jue Mar 26, 2009 10:53 pm
Mensajes: 1702
Semblanza/entrevista que se hace de un divisionario de Pajares del Puerto (Asturias). Aunque no le falta algún gazapo, aporta datos de interés.
Significativo el hecho de que aún cobre la pensión del Gobierno Alemán.


http://www.denunciascivicas.com/2010/10/relatos.html

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagen


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Vie Oct 22, 2010 11:17 pm 
Desconectado
Oberst
Oberst

Registrado: Sab Jul 04, 2009 12:36 pm
Mensajes: 1823
Ubicación: Toletum
Muy interesante tigoda,gracias por ponerlo


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Vie Oct 22, 2010 11:25 pm 
Desconectado
Oberst
Oberst
Avatar de Usuario

Registrado: Lun Jul 19, 2010 1:39 am
Mensajes: 1324
Gracias por compartirlo...

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagen

"Este Comandante por su cultura científica, por su clara inteligencia, por su sagacidad y por su preparación técnica es un valioso elemento que honra a este Centro y al Cuerpo de Veterinaria Militar"

"Jefe brillante, inteligente y de gran competencia"


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Sab Oct 23, 2010 3:00 am 
Desconectado
Major
Major

Registrado: Vie Nov 20, 2009 2:27 am
Mensajes: 638
Creo que es el mismo artículo que se publicó el "La Nueva España", aunque sin la frase final, y que favila nos mostró en http://memoriablau.foros.ws/t2533/repor ... o-montero/

Un saludo.

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagen Imagen


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
NotaPublicado: Dom Sep 11, 2011 11:01 am 
Desconectado
Oberst
Oberst

Registrado: Sab Jul 04, 2009 12:36 pm
Mensajes: 1823
Ubicación: Toletum
http://lacomunidadelanillo.blogia.com/2 ... nario..php


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
NotaPublicado: Dom Sep 11, 2011 5:49 pm 
Desconectado
Generaloberst
Generaloberst
Avatar de Usuario

Registrado: Jue Sep 10, 2009 5:02 pm
Mensajes: 7606
TIROLAIPE escribió:
http://lacomunidadelanillo.blogia.com/2010/112303-jose-antonio-montero-defensor-de-oviedo-y-divisionario..php



El último asturiano de la División Azul

José Antonio Montero tiene 96 años, vive en Gijón y es quizá el único superviviente asturiano de cuantos participaron en la División Azul, el grupo de combatientes españoles que durante la II Guerra Mundial fue hasta la Unión Soviética para luchar contra el comunismo desde el bando de la Alemania nazi. Hijo de un ferroviario muy religioso, como él, con numerosísima prole; telegrafista de profesión y padre, a su vez, de una amplia familia, fue herido cuatro veces -dos de ellas de extrema gravedad- mantiene una memoria y una vitalidad prodigiosas y habla de sucesos terribles con una objetividad y humanidad dignas del mayor elogio.

Montero nació en noviembre de 1913 «en Pajares del Puerto» en una familia con quince hijos. Era el séptimo, solo queda él. La madre «muy luchadora», hija de un labrador rico y al tiempo, capataz de peones camineros. De La Frecha, la aldea de Juanín Muñiz Zapico, el líder de CC OO en la transición; «se querían mucho las dos familias». Renfe daba casa y terrenos para sembrar así que tenían vacas, gallinas, conejos...

El padre, de Puente de los Fierros. De críos, José Antonio y sus hermanos iban en tren desde Campomanes, donde vivían, al colegio de los maristas en Pola de Lena. Padre ferroviario, billete gratuito. «Buena leche, abundante mantequilla, comida sana, rosario diario y en casa a las nueve de la noche» así resume la infancia donde, quizá, se labró el secreto de su longevidad.

El padre, capataz de vías y obras, ascendió a sobrestante -encargado de cuidar vías y túneles- y se fueron todos a Oviedo donde José Antonio estudió «delineante, con don Francisco, en la escuela industrial que estaba cerca del Fontán».

Vivían al lado de los Pilares en unos chalet de la Renfe. Iba con sus hermanos a la Acción Católica de San Juan. «Parchís, damas, santo rosario y para casa».

Pero todo se torció. «A nosotros nos llamaban cavernícolas y nosotros a ellos, comunistas. A la salida de San Juan nos esperaban para darnos palos. A puñetazos nos defendíamos pero tenían unas porras hechas de cables y con una bola de plomo. Corríamos como demonios mientras nos daban. Ya en casa nuestra madre venga a curarnos».

En la revolución de octubre del 34 cayó una bomba en la casa familiar que le alcanzó. Acabó en un sanatorio donde le sacaron un puñado de trozos de metralla. Y estalló la guerra civil. «Nuestros padres nos reunieron. Estoy cansada de curaros, dijo nuestra madre. No hacéis nada malo y esos sinvergüenzas os pegan. Creo que José Antonio» fundador de Falange «es un hombre muy bueno».

Fue con dos hermanos al cuartel del Milán. Se alistó en la compañía del capitán Janáriz, «una persona excelente». Cayó herido en la posición de Pando, cerca de Fitoria, donde, entonces, había un túnel de la Renfe. «Ellos tenían fusiles checos, me salvó el casco».

El 21 de febrero de 1936, en el clímax de los ataques sobre Oviedo, le cayó «una bomba a los pies» y resultó herido muy grave. Restablecido, los tres hermanos ingresaron en una academia militar de Jerez, confiada a profesores alemanes. Uno murió, después, en la batalla de Teruel «donde está enterrado el pobrecito».

Montero estaba con su unidad en Villaviciosa de Odón cuando les avisaron que se derrumbaba el frente de Madrid. «Fuimos recibidos con abrazos y besos, tremendo». Le destinaron a aviación, a una bandera paracaidista. En el primer salto quedó colgado de un árbol. Estalló la segunda Guerra Mundial, solicitó incorporarse a la División Azul «y a los dos días me llamaron».

En Alemania les cambiaron los uniformes y de cabeza al frente del río Voljov, ya en Rusia. Y después, a los arrabales de Leningrado. Allí se libró «la batalla más dura de la División Azul. Había una cantidad de bajas enormes. Un infierno, nevadas terribles con temperaturas de hasta 40 grados bajo cero. Se me congeló la nariz, las pasé moradas. Un centinela que no puso bien el gorro fue a cogerse una oreja y se quedó con ella en la mano, completamente helada. Caí herido muy grave, me daban por muerto».

Le recogieron los servicios sanitarios «que tenían tanques ambulancia en primera línea, con sangre, médicos y enfermeras. Allí mismo me hicieron una transfusión si no la palmo en unos minutos. Está muy pálido, ponle sangre, oí decir. Me dieron dos litros. Los alemanes eran el no va más de la organización. Total, estuve seis meses en la División Azul, manejando cañones antitanque y ametralladoras. Los rusos son muy valientes y buenos combatientes. Avanzaban como hormigas pegados a sus tanques pero, la verdad, iban borrachos como cubas. Una vez les cogimos muchas cantimploras con vodka y estuvimos no se cuantos días bebiendo. Perdí fotografías y de todo cuando me evacuaron herido».

En la retaguardia, más transfusiones «y al mes, como tenía una importante mutilación con un coeficiente del 50 por ciento, con una pierna y un brazo afectados y todavía con metralla dentro, me evacuaron a España. Primero, Vitoria y después a Madrid. Me sacaron cuatro trozos de hierro y me dejaron otro cerca del corazón, en un sitio muy peligroso. Me arreglaron un brazo, me pusieron nuevo pero con un año de convalecencia».

José Antonio Montero comenta que se alistó en la División Azul «porque un militar sin guerra es un obrero parado; porque los alemanes nos ayudaron en la guerra, se portaron muy bien y había que corresponder; y además porque estaba hasta el gorro de oír que Rusia era un país donde se vivía muy bien y quería verlo. En buena hora lo dije. Me tocó tomar los sitios más difíciles y pobres, con gente de lo más buena que vivía fatal. Tenían encima al comisario político, siempre con dos pistolas, que los maltrataba. No había higiene, las casas apenas con una estufa. Dormían vestidos. Terrible».

Tras la guerra se casó «con una gran mujer de los Fano de Oviedo. Me dio siete hijos modelo. Falleció hace veinte años. Pasé a mutilado permanente. Solicité un puesto en telégrafos que se cubrían con militares. Me destinaron a Luanco. Cinco años. Había poco trabajo, pescaba. Y para que estudiasen los hijos me vine, ya jubilado, a Gijón».

Por su participación en la División Azul, en el 18 Batallón, cobra una pensión de Alemania. Pero España no le paga. «Cobré de Alemania desde que me dieron el alta. Tras perder la guerra dejaron de pagarnos pero volvió la paga a los tres años y con los atrasos. Son muy honrados. Me la acaban de subir. Tenía que cobrar la pensión española y la alemana. Los dos gobiernos se pusieron de acuerdo para unirlas y que pagase la mitad cada uno. Ahora recibo 175 euros mensuales, que está bastante bien, de pensión de Alemania pero no de España, me la quitaron los socialistas. Me queda la media pensión alemana, la pensión de telecomunicaciones y la del empleo como militar».

«Recibo 175 euros al mes de pensión de Alemania, pero no de España, me la quitaron los socialistas»



Publicado en La Nueva España (04/07/2010)
23/11/2010 14:21 lacomunidadelanillo #. Los protagonistas

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

"Ante Dios nunca seras heroe anonimo" de la Ordenanza del Requete


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
NotaPublicado: Sab Sep 23, 2017 9:16 am 
Desconectado
Hauptquartier
Hauptquartier
Avatar de Usuario

Registrado: Sab Feb 02, 2008 9:12 am
Mensajes: 15831
Una guerra civil, dos mundiales y «mucha suerte»

Imagen
José Antonio Montero cumplirá 104 años el 21 de noviembre con el homenaje de agrupaciones de excombatientes.

José Antonio Montero Álvarez está de enhorabuena por dos razones. La primera, porque está a punto de cumplir 104 años en unas condiciones que para sí quisieran muchos de menor edad, aunque con los achaques y fallos de memoria imaginables. La segunda, porque a pesar de que la mayoría de sus amigos y compañeros ya han fallecido, todavía hay quienes se acuerdan de él y agrupaciones de antiguos combatientes o militares están organizando un homenaje para celebrar su próximo cumpleaños, que será el 21 de noviembre.

Afectuoso y conversador, José Antonio explica que eso de los homenajes no es algo que le agrade demasiado, pero sí es motivo de satisfacción sentirse querido por personas de las que habla con admiración y con las que comparte recuerdos e ideario. Muchos, dice, ya han muerto, probablemente hace más tiempo de lo que él mismo calcula, porque los tiene aún muy presentes en su afecto.

Sordo de un oído y sin un dedo
«En el asedio de Oviedo, en la posición de Pando, pasamos momentos muy malos» Trató de convencer a su hermano Luis de que se cambiase de bando «y lo acabó matando Carrillo» «En Leningrado libramos combates muy grandes en medio de un temporal de nieve impresionante» Tras la guerra continuó la carrera militar en Valencia y se jubilaría en Correos en 1978


A pesar de su longevidad, la vida de José Antonio Montero está marcada por la guerra. Primero, la española, en la que participó activamente desde el asedio de Oviedo, «en la posición de Pando, donde pasamos momentos muy malos», hasta la entrada en Madrid de las tropas franquistas, pasando previamente por los campos de batalla de Extremadura. Luego, por la Segunda Guerra Mundial, al inscribirse en la División Azul y ser repatriado tras resultar herido en Leningrado, «donde libramos combates muy grandes en medio de un impresionante temporal de nieve». La guerra ha dejado huellas imborrables tanto en el cuerpo como en la mente de José Antonio Montero. La amputación de uno de sus dedos de la mano derecha, la pérdida de un oído como consecuencia de la metralla y la convalecencia hospitalaria a su regreso de Rusia le proporcionaron un certificado de inválido permanente de guerra que el excombatiente guarda con minucioso cuidado, tanto como con las medallas que sitúa en lugar preferente de su domicilio gijonés.

Casado en Oviedo
No obstante, aparentemente el mayor daño que le han causado los combates fue la pérdida de su hermano Luis, luchador del ejército republicano, al que trató sin éxito de convencer para que cambiara de bando y «al que acabó matando Carrillo», asegura firme y tajante.

Tras los conflictos, Montero continuó carrera militar en la «tercera región aérea, bandera de paracaidistas», en Valencia, pero tras algún salto llegó a la conclusión de que aquello no le gustaba demasiado y regresó a la vida civil, como funcionario del cuerpo de Correos y Telégrafos, del que se jubiló ya en 1978, es decir, hace prácticamente 40 años. A pesar de que su paso por la fuerza aérea no le resultó especialmente atractivo, según cuenta, José Antonio Montero recuerda su etapa en Valencia como la mejor de su vida, «porque allí hice muy buenos amigos». Antes de irse a Valencia, el ahora más que centenario se había casado en Oviedo con Mercedes Fano Menéndez, «una mujer maravillosa» cuyo nombre recuerda perfectamente aunque tuviera que sacarse la alianza y dar a leer la grabación que en ella existe para saber que fue el 12 de octubre de 1944 cuando contrajo matrimonio. De la capital asturiana partió hacia Valencia con tres hijos varones y regresó de Levante, como jefe de Telégrafos de Luanco, con tres hijas más, si bien de nuevo en Asturias tendría la cuarta.

De Pajares a Gijón
Gijón, donde vive, fue su siguiente y último destino laboral. La etapa en Oviedo hace que, en temas futbolísticos, su corazón sea más azul que rojiblanco, «aunque el Sporting también me gusta». Y es que, aunque la mayoría de los recuerdos que José Antonio Montero cita se refieren a la guerra, tal vez porque los vincula al homenaje que le están preparando, más de 103 años de vida dan para mucho. Al parecer, no solo las batallas pudieron haberle costado la piel a José Antonio, quien señala que casi recién nacido en la estación de Pajares, donde su padre trabajaba de ferroviario, sufrió un accidente cuando lo llevaban, en una carreta, a la pila bautismal. La nieve debió de ser la causa del vuelco de la carreta y el bebé acabó entre la nieve, aunque ileso.

Esa anécdota sirve de ejemplo para que Montero defienda que estar en vísperas de los 104 años tiene mucho que ver con la suerte, «que siempre tuve porque estuve varias veces herido, pero no me mataron».

Un pulmón dañado
Al menos, no vincula ninguno de sus hábitos con la longevidad, aunque las hijas con las que convive señalan que siempre fue amigo de comer bien, que un poco de vino no lo perdonaba hasta no hace mucho y que, aunque del deporte siempre fue más espectador que practicante, pasear fue una de las últimas costumbres necesariamente abandonada. Una nociva, el tabaco, lo dejó hace tiempo, pues tiene un pulmón dañado por la metralla y le advirtieron de que es especialmente dañino fumar.

Los años lo han enclaustrado bastante entre las paredes de su casa, pero sigue controlando sus papeles, las noticias de EL COMERCIO y las series televisivas mientras llega el reconocimiento donde revivirá su historia.

http://www.elcomercio.es/gijon/guerra-c ... -ntvo.html

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen
Per aspera ad astra


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
NotaPublicado: Vie Nov 24, 2017 9:00 pm 
Desconectado
Hauptquartier
Hauptquartier
Avatar de Usuario

Registrado: Sab Feb 02, 2008 9:12 am
Mensajes: 15831
Imagen
El pasado día 21 de Noviembre fue el 104 cumpleaños de Antonio Montero. Héroe del cerco de Oviedo, veterano de la División Azul y herido en Krasny Bor.
Se jubiló como Capitán de transmisiones del Ejercito de Aire. Queremos desde aquí enviarle nuestras más afectuosa felicitación.

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen
Per aspera ad astra


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
NotaPublicado: Lun Ene 15, 2018 10:29 am 
Desconectado
Oberst
Oberst
Avatar de Usuario

Registrado: Dom Ene 15, 2012 10:19 pm
Mensajes: 1947
Ubicación: Guadalajara - España
favila escribió:
Imagen

Montero, el primero a la izquierda agachado.



Imagen

Montero es el más próximo al sacerdote, de frente, con bigote.



El primero por la izquierda, marcado con un aspa no puede ser Montero.

Adjunto:
2010-07-11_IMG_2010-07-04_03_37_05__4540460.jpg
2010-07-11_IMG_2010-07-04_03_37_05__4540460.jpg [ 69.24 KiB | Visto 1201 veces ]


La foto corresponde a la 1ª Escuadrilla Azul y el marcado es precisamente uno de sus pilotos, el teniente Alfonso García Rodríguez- Carracido

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

Por campos pardos y blancos regaron tierras, tiñeron nieves.
Corazones sin descanso, almas en las que nunca llueve.


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 13 mensajes ] 

Todos los horarios son UTC + 1 hora


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 2 invitados


No puedes abrir nuevos temas en este Foro
No puedes responder a temas en este Foro
No puedes editar tus mensajes en este Foro
No puedes borrar tus mensajes en este Foro
No puedes enviar adjuntos en este Foro

Buscar:
Saltar a:  

Páginas Amigas

Hermandad Nacional División Azul    GALLAND BOOKS - Tu librería on-line de confianza   A.D.A.R.H - Agrupación Capitán Urbano  Hermandad de Combatientes de la División Azul de Barcelona  Wehrmachtbericht  Augusto Ferrer-Dalmau

Desarrollado por phpBB® Forum Software © phpBB Group
Traducción al español por Huan Manwë para phpBB España