Fecha actual Jue Dic 12, 2019 1:13 am

Todos los horarios son UTC + 1 hora




Nuevo tema Responder al tema  [ 9 mensajes ] 
Autor Mensaje
NotaPublicado: Sab Nov 21, 2009 11:48 pm 
Desconectado
Hauptquartier
Hauptquartier
Avatar de Usuario

Registrado: Dom May 24, 2009 8:09 pm
Mensajes: 4322
Artículo aparecido en la publicación divisionaria “Blau División” correspondiente al mes de mayo de 1999. Aunque muy extenso, creo que es interesante; es la batalla de Krasny Bor vista desde el otro lado del rio…

Victoria frustrada. Batalla de Krasny Bor.-

Autor.- B. Demidov.- Traductor.- V. Ramón L.Perez-Izaguirre.
Revista de opinión “Panorama”, que se publicaba en la ciudad de San Petersburgo (en la década de los noventa).


Entre la innumerable literatura militar sobre la SGM, es universalmente conocida la Operación “ISKRA” (chispa), durante cuyo curso, desde los días 12 al 18 de enero de 1943, se consumó la ruptura del cerco de Leningrado. Sin embargo, de pocos es sabido que esta batalla no finalizó en enero de 1943, sino que fue la primera fase de otra que tuvo su desenlace el 10 de febrero de 1943 con la batalla de Krasny Bor.

Es posible que entre los numerosos relatos sobre las batallas defensivas de Leningrado, exista alguno con un titulo inadecuado que me haya pasado desapercibido, más por lo que sé, tan solo en 1962 se publicó un libro de memorias titulado “ La defensa de Leningrado”, cuyo autor V.P. Sviridov, tocó de manera fugaz la batalla de Krasny Bor.

En este libro, no solo no se refleja lo sucedido en dicha batalla, sino que se ignora la participación conjunta y simultanea, de los ejércitos 54 del frente del Wolchov y 55 del frente de Leningrado. Precisamente, este último lo comandaba el Teniente General V.P. Sviridov, autor del citado libro.

Los autores de la Enciclopedia Militar Soviética, denominaron esta operación “Ofensiva Krasny Bor-Smierdinski”, acorde con la denominación de los puntos de partida desde donde desarrollaron su ataque los ejércitos 54 y 55 de los frentes del Wolchov y Leningrado respectivamente. Pero si somos rigurosos, diremos que el 18 de diciembre de 1942, con bastante anterioridad a la batalla de Krasny Bor, habían sido cursadas las órdenes de operaciones elaboradas y firmadas por la STAVKA, (Mando Supremo), y por ellas se daba el visto bueno a la operación “ISKRA”.

Estos documentos, (Planes de Operaciones y Ordenes del Supremo), aún siendo de la máxima importancia histórica, son difíciles de hallar en los archivos, y a veces, cuando se hallan referencias a ellos, puedes encontrarte con que historiadores “astutos” han trabajado diligentemente con ellos para enmascarar los hechos, presentando el pasado de modo distinto a como realmente ocurrió.

En la referida orden del 18 de Diciembre de 1942, el Alto Mando del frente del Wolchov y Leningrado, cursaba las siguientes directrices: “A las tropas; romperemos el cerco de Leningrado; se concederá a las tropas designadas a tal fin, 10 días de descanso previo. Durante la primera mitad de febrero de 1943, se llevará a cabo la liberación del nudo de comunicaciones Mga, y al termino de la misma se retiraran las tropas a sus cuarteles de invierno”.

La actividad combativa durante los meses de febrero y marzo del 43, fue registrada en los planes y documentos oficiales con la denominación localista “Operación Krasny Bor”.
Sin embargo, esta denominación localista, enmascaraba un vasto plan ó intento general de ampliar definitivamente la precaria ruptura, que ya se había realizado el mes anterior, liquidando las agrupaciones enemigas de Mga y Altos de Siniavino, restableciendo el normal funcionamiento de ferrocarriles y carreteras que comunicaban la ciudad de Leningrado con el resto del país, haciendo realidad el sueño aplazado del Mando Supremo de que el plan del 8-2-43, (fecha aplazada al 10-2-43, por la STAVKA) significara el preludio de una ofensiva de gran alcance estratégico de la que se esperaba, que el ejercito 18 se viera atacado por dos frentes; por los ejércitos 54 del frente del Wolchov, desde el Suroeste, y por el ejercito 55 del frente de Leningrado, desde el nordeste.

El Mando Supremo esperaba de esta ofensiva (con ó sin fundamento, es otra cuestión) que en el curso de estas operaciones fueran liberadas las ciudades de Luga, Krasni-Struga, Porchov, Dno, Pleskau…
Este fue el cálculo operativo estratégico del Mando Supremo que aquí intentamos analizar.

Lo que a priori parece cierto es que el Comandante del ejército 55, Teniente General V.P. Sviridov y otros jefes de su rango, ni se consagraron al estudio profundo del plan de operaciones, ni se distinguieron por su aptitud para la conducción de grandes masas de tropas.

En principio la tarea no parecía muy compleja: Desde el frente de Leningrado la marcha se iniciaría en el sector de Kolpino contra las posiciones comprendidas entre Krasny Bor y el delta del Tosmo, teniendo como eje del ataque el ferrocarril de Octubre, cortar las comunicaciones alemanas a retaguardia y según recuerda Sviridov en sus memorias, obligar a los alemanes a retirarse del nudo de comunicaciones de Mga y altos de Siniavino.

Por otra parte, teniendo en cuenta el contexto general de la lucha germano-soviética en el frente del este, esta ofensiva obligaría a los alemanes a traer refuerzos de otros frentes, susceptibles de ser lanzados para detener la ofensiva soviética en las direcciones Dombas-Briansk-Kalinin, donde por las mismas fechas se hallaban trabados encarnizados combates desde el mes de septiembre de 1941. ¿Cuantos sufrimientos padecieron aquí nuestros soldados? Es imposible evaluar.

Generalmente a los militares historiadores no les gusta recodar los combates que no concluyen con el esperado éxito, pero yo diría que este sector del frente era el epicentro del infierno que supuso el cerco de Leningrado. Baste saber que de septiembre a diciembre de 1941, tan solo entre los jefes de batallón a general, murieron 2.914 hombres en este sector, mientras que en el ejercito 42, colindante por el flanco derecho, sufrieron 517 muertos por las mismas fechas. Durante todo el invierno de 1942, se sucedieron ininterrumpidos ataques, y esporádicamente en primavera y verano, en el sector de Krasny Bor, delta del Tosno y poblado de Ivanov. Se exceptúa la pequeña cabeza de puente conquistada en la orilla occidental del Neva, próxima al poblado de Ivanov. De estos combates apenas se obtuvieron resultados positivos, en los 16 meses transcurridos desde el 9 de septiembre de 1941 a 10-2-43.

cont.

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

... y traerán prendidas cinco rosas ...


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Sab Nov 21, 2009 11:55 pm 
Desconectado
Hauptquartier
Hauptquartier
Avatar de Usuario

Registrado: Dom May 24, 2009 8:09 pm
Mensajes: 4322
El General del cuerpo de ingenieros del frente de Leningrado V. Bichensky comunicó al Alto Mando:
“Estamos sorprendidos por las informaciones que tenemos sobre las obras de defensa enemiga. El ejercito 55 de Sviridov no es un cuerpo preparado para una ofensiva de este calibre y de la que tanto esperamos. Sus Divisiones 72 y 43, están anquilosadas por el prolongado tiempo pasado en las trincheras, y no posee suficientes tanques ni tropas de ingenieros para apoyo y desarrollo de la ofensiva”.
Sin embargo, si existían otras circunstancias propicias al optimismo, que daban a las tropas moral de victoria. La ofensiva que un mes antes habían desarrollado con pleno éxito, los ejércitos 67 del frente de Leningrado, y 2º ejército de choque del frente de Wolchov, durante la ruptura del cerco, había elevado la moral combativa de las tropas de ambos frentes.
El sorpresivo ataque y la inusitada violencia del mismo, durante el paso del Neva y en los pantanos y turberas del sudeste del lago Ladoga, inquietaron y forzaron al Mando alemán de la agrupación de ejércitos norte, no solo a traer reservas de donde a duras penas podían, para taponar la peligrosa brecha abierta en el cerco y que amenazaba separar los ejércitos 16 y 18, sino que también se vieron obligados a sacar tropas de otros puntos del cerco, que por ello quedó debilitado y mal guarnecido en su flanco izquierdo.

En los 24 kms. de línea que se extienden desde la villa de Puskin, a los alrededores del poblado de Ivanov, próximo a la confluencia del Tosno con el Neva, las fuerzas del ejercito 55 se enfrentaban, por aquellas fechas, a dos regimientos de la división de infantería 250 (llamada azul) del General Esteban Infantes y a un batallón de la división SS Volkspolizei.

El mando suponía que la nieve y el hielo rusos atenazaba a los ateridos españoles, hasta el punto de que no se esperaba de ellos una gran resistencia, máxime teniendo en cuenta el alud de acero que iba a ser lanzado sobre las posiciones españolas, y pese a que parte de las fuerzas del ejercito 55 estaban contagiadas por la “peste de las trincheras”, expresión de moda en aquel tiempo, para hablar de tropas largamente anquilosadas en la guerra de trincheras. Sin embargo, otra buena parte, como la división 63 de la guardia, aún conservaba el espíritu y la moral ofensiva de los mejores combatientes participantes en la ruptura del cerco.

Para la dirección del golpe principal hacia el ferrocarril de Octubre, poblado de Krasny Bor y carretera Leningrado-Moscú, el mando del frente, había designado a la mencionada división de tiradores de la guardia nº 63 del General Simoniak, que se había distinguido en el paso del Neva y que en vísperas de la ofensiva, había cubierto bajas con restos de la división 136, que asimismo había participado en la lucha por la ruptura.

Poco antes de lanzar al ataque sus tropas, Simoniak las arengó, mostrándoles y leyendo orgulloso un telegrama de felicitación del alto mando del frente, firmado por Sdanov: “En los encarnizados combates por la ruptura del cerco a nuestra ciudad, marchando a asalto al frente de todas las fuerzas, atravesó el Neva irrumpiendo en las obras defensivas enemigas, arrollando su resistencia tras enconada lucha… Su división fue la primera que el 18-1-43 enlazó con las tropas de nuestro ejercito 54 del frente del Wolchov, rompiendo el cerco de nuestra querida ciudad. Por ello y por su alto espíritu combativo, a Vd. y a sus tropas, damos las gracias en nombre del pueblo de Leningrado, felicitándoles y augurándoles éxito en esta nueva misión.”

Tal era la clase de división que el alto mando del frente había puesto a las órdenes del jefe del ejercito 55, Teniente General Sviridov.
La ofensiva había sido planeada para el 8-2-43, pero por diversas circunstancias, hubo de aplazarse hasta dos días más tarde
A las 8’30 horas del día 10-2-43, un alud de metralla de dos horas de duración, se abatía sobre las posiciones enemigas.
En su alocución a la tropa, Simoniak había dicho: “Debéis recorrer la distancia que nos separa del enemigo en un respiro. Al saltar de nuestras trincheras aspiráis, y al llegar a Krasny Bor, expiráis…”

Y así sucedió. Ocultos por una cortina de humo, apoyados por la artillería y por los tanques de la primera brigada de la enseña roja, en un impulso recorrieron los tres kilómetros que les separaba del pueblo, y una hora más tarde un batallón de asalto de Simoniak se hallaba combatiendo en las calles de Krasny Bor. Al ocultarse el sol, la división de Simoniak había liberado algunos poblados, entre otros, Krasny Bor, un tramo del ferrocarril de octubre, y la estación de Popovka. Por el flanco izquierdo, la división de la guardia nº 45 del General A. Krasnov, había liberado el pueblo de Miskino. Esta fuerza era, por su condición de móvil, con sus brigadas de esquiadores y de tanques respectivamente, estaban bajo el mando directo del 2º Jefe del ejercito 55, mayor-general Liuboviev y eran el pilar fundamental y la esperanza de la ofensiva. A ellas se les había encomendado la misión de explotar la penetración de las fuerzas móviles de asalto para irrumpir por las brechas hacia los puntos clave: estación de Ulianovka, en la intercesión del ferrocarril de octubre con el de Leningrado-Moscú y la ciudad de Mga. Pero…

En lo hasta aquí relatado, se detienen todas las referencias a la batalla de Krasny Bor en todos los libros por mi conocidos. Cierto que en todos los relatos y artículos se evitan ó en el mejor de los casos, se atenúan las criticas de este fracaso, descargando las culpas sobre el inesperado deshielo que obligaba a los tanques a circular por las carreteras , mientras las brigadas de esquiadores quedaban empantanadas con sus esquíes sobre el fango. O que sin saber cómo ni de donde, aparecieron al amanecer del día siguiente (11-2-43) importantes fuerzas enemigas, ó que la cantidad y precisión del fuego artillero de contraataque, fue muy superior a lo esperado.

Sin embargo sorprende que uno de los motivos con que se intenta justificar el fracaso, se achaque a la cuantía y precisión del contraataque artillero enemigo, cuando se contaba que las fuerzas alemanas habían quedado muy debilitadas en los combates del mes anterior, por la ruptura del cerco.

Pero si somos sinceros, tendremos que reconocer sin ambages, que el desfavorable tiempo atmosférico, era el mismo para ambos contendientes, que la calidad y cuantía de las reservas alemanas eran bastante bien conocidas por nuestro estado mayor, y en cuanto a la precisión e intensidad del contraataque artillero, tampoco fue una sorpresa, pues estaba previsto por el mando.

En realidad, la operación Krasny Bor, se fue extinguiendo lentamente, atascada en la “Rasputitza y la sangre”.
Goborov, exasperado por las disculpas basadas en la pretendida potencia del fuego artillero enemigo, declaró en una conferencia militar, que el ejercito 55 era realmente más potente en todos los aspectos, que el enemigo, sin embargo no supimos servirnos de esa superioridad.

cont.

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

... y traerán prendidas cinco rosas ...


Última edición por Mortadela_60 el Dom Nov 22, 2009 12:19 am, editado 2 veces en total

Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Dom Nov 22, 2009 12:05 am 
Desconectado
Hauptquartier
Hauptquartier
Avatar de Usuario

Registrado: Dom May 24, 2009 8:09 pm
Mensajes: 4322
La sinceridad de estas declaraciones provocó el disgusto de muchos mandos, aunque ciertamente, Goborov había enviado numerosas órdenes a sus subordinados, durante los días de la ofensiva. A saber:

“11-2-43.- 7.30 horas.- Exijo de Krasnov (jefe de la 45 división motorizada) el inmediato restablecimiento de enlace con sus regimientos. En este momento, hemos perdido el contacto por radio, y Krasnov puede perder la dirección de la tropa, si esto ocurriera, la operación está abocada al fracaso”.

“12-2-43.- Al jefe del ejercito 55, Teniente General Sviridov: Sus subordinados, general Liubovsiev, (Krasnov había sido destituido la víspera) jefe de la división 45, y coronel Senkievich, jefe de la división 43, llevan tres días atascados sin moverse, permitiendo que el enemigo cierre las brechas y traiga reservas, con lo que la ofensiva se vendrá abajo. Advierta a Liubovsiev y Senkievich que si no son capaces de abrirse paso, serán sustituidos por militares más capacitados para cumplir las órdenes de combate”.

“15-2-43.- Orden 5. A los jefes de los ejércitos 55 y 67. Se ha realizado el gasto de munición, de modo absolutamente dispendioso y erróneo, al no determinar el gasto de munición por combatiente y jornada de combate, sin establecer una relación entre el gasto y el cumplimiento de los objetivos”.

“15-2-43.- Orden 56. El conocimiento de los objetivos encomendados en la relación con la cooperación entre ambas unidades, deberá ser controlado y examinado por las divisiones, cada cinco días, y por los batallones y compañías, diariamente”.

“15-2-43.- Orden 57: Allí donde el combate es bien conducido y organizado, como ocurrió el 10-2-43, en el sector del ejercito 55, y el 12-1-43, en el sector del ejercito 67, hemos sufrido pocas bajas. Aquellos jefes que permitan bajas injustificadas, y al mismo tiempo muestren su incapacidad combativa, no cumpliendo los objetivos que se le señalen, estarán cometiendo un delito del que serán responsables los jefes de ejército, personalmente, y no permitirán a sus unidades, atacar sin previa exploración del enemigo, y sin la correspondiente cobertura de fuego”.

L.A. Goborov, desde el primer día de su incorporación al frente de Leningrado, llamó la atención y exigió aumentar y mejorar los efectivos, en todos los aspectos de la información y exploración del enemigo. Sin embargo, parece que está idea no se abrió paso fácilmente. En el análisis posterior a la operación de Krasny Bor, él expuso abiertamente: “Vds. no han cumplido sus objetivos, no porque el enemigo fuera más fuerte, sino porque Vds. no le conocían, mientras que ellos, les veían y escuchaban a Vds. Imagínense Vds. dos boxeadores, uno con los ojos vendados, y otro con los ojos abiertos. El boxeador con los ojos vendados, es tres veces más fuerte, que el no vendado y con los ojos abiertos. ¿Quien creen Vds. que vencería? Cuando los reunidos afirmaron al unísono, que el de los ojos abiertos, Goborov dijo: Eso fue lo que les ocurrió a Vds., que condujeron el combate con los ojos cerrados, y pese a ser tres veces más fuertes que el enemigo, perdieron”.

No obstante, yo pienso que una parte muy significativa de aquellos reproches, debería asumirla el propio Goborov.
Los jefes militares, por aquella época, eran soldados instruidos, todos procedían de las Escuelas Superiores de Guerra, y ya estaban adquiriendo importante experiencia en el transcurso de la guerra, y a pesar de ello, polemizaban banalmente.

“Goborov es el típico boticario”. Con esta frase, escrita de puño y letra del General Piadusov, Jefe de las unidades de artillería del Ejercito 67, del Teniente General Cherepanov, me topé casualmente, buceando en los archivos del Ejercito 67. Pese a que dicha frase, expresaba un juicio personal del General Piadusov, de ella se deducía un tufillo irreverente hacia Goborov, Jefe Supremo del frente de Leningrado, opinión que en su momento no encontró oposición, ó que quizá era compartida por su Jefe directo, T.G. Cherepanov. Así mismo, en las memorias del Teniente General Sviridov, leyendo entre líneas, podía adivinarse un tono de velada censura, sobre la actuación de Goborov, en la batalla de Krasny Bor.

Pero, al cabo, y con la perspectiva de los años, ¿Qué podemos decir los historiadores y articulistas contemporáneos?
La defensa de Leningrado, fue un milagro de heroísmo del pueblo ruso, un ejemplo señero en la historia de las ciudades cercadas. Sin embargo, en esta batalla, tropezamos con un puñado de españoles, que se autodenominaban “azules”, y una mescolanza de extenuadas unidades del Ejercito 18. ¿Cómo pudo ser?

Tan solo Goborov y Sdanov parece que tenían otra información. La operación Krasny Bor-Smierdinski, no podía prolongarse más. Para el 18-2-43, la Stavka (Mando Supremo del Cuartel General, integrado por Stalin, Zukov, Shaposnikov y Vasilieski), tenía prevista una ofensiva general del frente noroeste (territorio comprendido entre la ciudad de Kalinin y el sur del lago ilmen) con la colaboración de fuerzas especiales del Teniente General M. Joxin. Pero esta operación dependía del resultado de la batalla de Krasny Bor-Smierdinski, donde ambos ejércitos, 54 del frente del Wolchov, y 55 del de Leningrado, se hallaban atascados.

Por aquellos días, la carrera militar de Goborov, estaba atravesando su momento más crítico, pues no sabía cómo, ni con que ayudar a resolver la difícil situación en que se hallaban sus ejércitos.
Finalmente el Mando Supremo decidió cambiar su plan estratégico, detener la operación Krasny Bor, y disolver la Agrupación especial de Joxin.

La agudeza de la crisis, y el agravio por el fracaso de la ofensiva, se hizo notar entre el Mando, y en consecuencia, el Consejo Militar del Ejercito 55, emitió un polémico comunicado, el nº 0077 de 25-3-43: “En esta operación ofensiva, nuestras fuerzas han pisado el más doliente callo del enemigo. La liberación de la estación de Sablino y del poblado de Ulianovka, hubiera tenido para nosotros una importancia excepcional, pero justo en esos puntos, encontramos una enconada resistencia por parte del enemigo.

El enemigo ha recurrido a los más diversos engaños y ardides, con el fin de crear entre nuestros Jefes y tropa, la impresión de que estaban luchando contra grandes contingentes de fuerzas enemigas, lo que no era cierto, pero lograron impresionar a parte de nuestros Jefes y tropas, induciéndolas al pánico. Esto explica que algunos de nuestros Jefes y Comisarios, disculpen su fracaso, basándose en la enconada oposición de grandes contingentes de fuerzas enemigas y en su enorme potencia de fuego, etc.


cont.

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

... y traerán prendidas cinco rosas ...


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Dom Nov 22, 2009 12:09 am 
Desconectado
Hauptquartier
Hauptquartier
Avatar de Usuario

Registrado: Dom May 24, 2009 8:09 pm
Mensajes: 4322
El Consejo Militar del frente, rechaza estas exculpaciones basadas en la minusvaloración de nuestra fuerza, y la sobrevaloración de la del enemigo, como absolutamente falsas. Ni un solo Jefe ó Comisario, debió hacerse ilusiones sobre la facilidad en conseguir la victoria, para finalizar escudándose en la inesperada fuerza y enconada resistencia enemiga”.

El 2-4-43, la Stavka ordenó interrumpir los combates, fortificarse en los limites alcanzados y organizar obras defensivas escalonadas en profundidad.
Sin embargo, la operación fracasada, también tuvo algún resultado positivo. Se habían infringido al enemigo serias pérdidas, se le obligó a trasladar de otros frentes y desplegar en el de Leningrado, fuertes contingentes de tropas, y tomamos definitivamente la iniciativa de la lucha.

Concluyo este relato con las acertadas palabras, pronunciadas durante una conferencia dada por el miembro del frente de Leningrado, General F. Chestikov:
“El motivo principal del fracaso de la operación Krasny Bor, se basó en que gran parte de las tropas intervinientes, no habían participado en operaciones de combate activo, desde mediados del año 42, habiéndose adaptado y anquilosado, en la guerra defensiva de trincheras.
Sin embargo, este intento ofensivo fracasado, debemos considerarlo como una maniobra de entrenamiento, el análisis riguroso de este acontecimiento y la experiencia de él obtenida, será un eslabón en la cadena de victorias que nos conducirán a la ruptura total y definitiva del cerco, y a la victoria final.

Y en efecto: Estos mismos combatientes, llevaron a cabo la definitiva ruptura, en enero de 1944.


Un saludo.

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

... y traerán prendidas cinco rosas ...


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Dom Nov 22, 2009 12:06 pm 
Desconectado
General der Infanterie
General der Infanterie
Avatar de Usuario

Registrado: Sab Dic 27, 2008 10:55 am
Mensajes: 4206
Ubicación: Paracuellos de Jarama, ESPAÑA
Artículo muy interesante.
Gracias por la aportación.

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

A mí me parece, Señor, que no tengo otra cosa buena sino ser español (Catalina de Erauso, "la Monja Alférez", a un Cardenal)


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Sab Nov 28, 2009 12:20 pm 
Desconectado
Stabsgefreiter
Stabsgefreiter
Avatar de Usuario

Registrado: Lun Feb 04, 2008 8:53 pm
Mensajes: 93
Enhorabuena por el artículo. Gracias a Fernando Garrido, Ramón P. Eizaguirre y a Mortadela 60.

_________________
ImagenImagenImagenImagen


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Sab Nov 28, 2009 1:39 pm 
Desconectado
Generaloberst
Generaloberst
Avatar de Usuario

Registrado: Jue Sep 10, 2009 5:02 pm
Mensajes: 7791
Magnifico trabajo.

_________________
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

"Ante Dios nunca seras heroe anonimo" de la Ordenanza del Requete


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Sab Nov 28, 2009 3:10 pm 
Desconectado
Unterfeldwebel
Unterfeldwebel

Registrado: Mar May 05, 2009 6:31 pm
Mensajes: 180
Gran trabajo paisana, saludos azules desde Albacete.


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
 Asunto:
NotaPublicado: Mié Dic 23, 2009 9:31 am 
Desconectado
Oberst
Oberst

Registrado: Sab Jul 04, 2009 12:36 pm
Mensajes: 1810
Ubicación: Toletum
Muy interesante,gracias po ponerlo Mortadela

saludos :D


Arriba
 Perfil  
Responder citando  
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 9 mensajes ] 

Todos los horarios son UTC + 1 hora


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puedes abrir nuevos temas en este Foro
No puedes responder a temas en este Foro
No puedes editar tus mensajes en este Foro
No puedes borrar tus mensajes en este Foro
No puedes enviar adjuntos en este Foro

Buscar:
Saltar a:  

Páginas Amigas

Hermandad Nacional División Azul    GALLAND BOOKS - Tu librería on-line de confianza   A.D.A.R.H - Agrupación Capitán Urbano  Hermandad de Combatientes de la División Azul de Barcelona  Wehrmachtbericht  Augusto Ferrer-Dalmau

Desarrollado por phpBB® Forum Software © phpBB Group
Traducción al español por Huan Manwë para phpBB España